Rss Feed
  1. Ejercicio físico

    viernes, 19 de agosto de 2011

    ¿Qué relación hay entre el ejercicio físico y cantar? Pues una muy sencilla: nuestro instrumento es nuestro propio cuerpo, si tenemos un cuerpo sano, nuestro instrumento está sano. Son muchos los beneficios del ejercicio físico moderado, pero se puede destacar principalmente el de la respiración. Haciendo ejercicio físico y entrenando la resistencia, nuestro volumen de aire y capacidad pulmonar va a ser mayor, lo cual nos viene de perlas para cantar sin ahogarnos o sin quedarnos sin aire antes de tiempo.

    Un ejercicio adecuado para trabajar la resistencia es correr, es fácil y sencillo y se puede hacer en compañía. También nadar es un buen método de coger resistencia y en general cualquier ejercicio aeróbico.

    Por lo tanto os animo a cuidar vuestro instrumento mediante la actividad física: os traerá innumerables ventajas, como una mejor imagen de nuestro cuerpo, más salud, más esperanza de vida...

    ¡Ánimo!
    | |


  2. Imitadores

    martes, 16 de agosto de 2011


    Mucha gente me ha preguntado como puede cantar como su cantante favorito, o como sacar una voz como la del cantante de tal grupo... Es normal que tengamos unos ídolos y que al iniciarnos en el mundo del canto, lo hagamos siguiendo sus pasos. Sin embargo, esto no es algo sin importancia, tiene sus ventajas, pero también muchos inconvenientes.

    Al principio, nos vemos empujados al canto gracias a que queremos imitar a nuestros cantantes preferidos, sin ellos quizá no nos habríamos lanzado a cantar. Gracias a querer emularlos, tendremos la moral alta y aprenderemos con ilusión.

    No obstante, los inconvenientes son de peso. Por mucho que querramos cantar exáctamente igual que ellos, siempre lo harán mejor que nosotros, por ejemplo, Bruce Dickinson hay uno, y es muy bueno, la copia nunca será mejor que la imitación.

    En algunos círculos estos imitadores no caen muy bien pues dan la sensación de ser demasiado novatos para encontrar un estilo propio, que es lo que nos hará bien, encontrar nuestro propio estilo sin olvidar las influencias.

    Otra desventaja a la hora de imitar a alguien es nuestra fisionomía vocal. Esto significa que la voz de ese gran cantante que tenemos en posters, es el resultado de la configuración de su cuerpo, sus cuerdas vocales, su rango vocal, su timbre, su tesitura... Cada uno de nosotros ha nacido con una voz personal y única, querer imitar a los demás es intentar cambiar nuestra voz, y nunca lo conseguiremos ahcer tan bien como nuestras estrellas de los discos...

    Por lo tanto, se original,encuentra tu estilo, pero recoge influencias.

    | |


  3. Comer para cantar.

    lunes, 15 de agosto de 2011


    Como en muchos deportes y actividades que implican el uso del cuerpo, los alimentos pueden ser una ventaja o un inconveniente a la hora de efectuar dichas actividades. Con este post voy a intentar acercaros un poco más de conocimiento sobre que comer si vamos a cantar y así optimizar resultados.

    -Lácteos: El problema de cualquier alimento derivado de la leche( queso, chocolate, etc...) es que hace que nuestro cuerpo segregue mucosidad, especialmente lo vamos a notar en la garganta y en las fosas nasales, dificultando la respiración y la emisión de voz, por lo que puede ser una molestia si vamos a cantar poco después de haberlos ingerido. La solución: o escupir (egh) o no comer lácteos ni beber leche en los instantes previos a cantar.

    -Bebidas con gas: De todos es conocido lo que puede pasar si tomamos demasiados refrescos...gases en forma de eructos o pesadez en el estómago, dificultando la respiración y el correcto uso del diafragma.

    -Comidas copiosas: Yo desaconsejo comer mucho si vamos a cantar en un ratito. El diafragma debe poder moverse con facilidad, y estar hinchados no nos ayuda, además de los anteriormente citados problemas con la respiración, gases,reflujo incluso vómitos. Lo mejor es posponer la comida para después de cantar o comer algo ligero como una manzana o barritas energéticas, que ocupan poco en el estómago.

    -Miel: Mezclada con agua y si queremos un poco de limón para darle sabor, suaviza la garganta. Esto viene bien si tenemos la garganta un poco irritada.

    -Cítricos: En un principio, los ácidos procedentes de los cítricos como el limón y la naranja, irritan las cuerdas vocales, así que mejor evitarlos o tomarlos con mesura.

    -Alcohol: Aunque parezca lo contrario, el alcohol deshidrata las cuerdas vocales, además que una embriaguez derivada incluye una pérdida de la noción de la situación, cantaremos peor, irritará las cuerdas vocales, nos hinchará, agitará nuestra respiración, no controlaremos los tonos correctamente... Cada uno que elija si es mejor cantar alcoholizado o no.

    Como apunte diré que lo mejor es conocer que alimentos nos afectan personalmente a la hora de cantar, y saber usarlos, pues no a todos nos afectan los mismos alimentos ni con la misma intensidad

    ¡Espero vuestras respuestas!
    | |